Saltar al contenido
Merkabici

Qué tipo de bicicletas eléctricas existen y cuál se adapta mejor a ti

14 junio, 2021

Las bicicletas son un medio de transporte que comportan una gran opción para aquellas personas respetuosas con el medio ambiente y que quieren realizar un poco de ejercicio diario. Este método para desplazarse tiene numerosas ventajas, ya que es una alternativa mucho más barata que utilizar un vehículo particular o el transporte público. Además, tanto las bicicletas convencionales como las eléctricas no emiten emisiones contaminantes a la atmósfera, por lo que tienen un bajo impacto ecológico.

Las bicicletas se han convertido en la opción más recomendable para trayectos cortos en ciudad, ya que puedes ahorrar tiempo esquivando todos los atascos que se forman en la carretera. Otra de las ventajas que posee es que no tendrás que preocuparte por el parking puesto que podrás aparcar la bici en cualquier zona habilitada con un buen candado.

Si estás pensando en adentrarte en el mundo de las dos ruedas, en esta guía de compra de bicicletas eléctricas te daremos información sobre los tipos que existen.

Lo primero que debes tener en cuenta a la hora de comprar una bici eléctrica es saber qué uso le quieres dar y cuáles son tus necesidades. Este medio de transporte te permitirá realizar más kilómetros con el mismo esfuerzo, por lo que podrás recorrer distancias más largas sin realizar tanto esfuerzo físico. Esto es una gran ventaja, ya que ofrecen la oportunidad a moverse en bici a las personas que por problemas patológicos no puedan cogerla de forma asidua.

Existen diferentes tipos de bicis eléctricas entre las que se encuentran:

  • Las bicis eléctricas de carretera se han ido popularizando a lo largo de estos años debido a sus grandes prestaciones a la hora de realizar largas distancias. La modernización de estas bicicletas ha permitido el aumento de su autonomía, llegando a tener batería hasta para unos 150 kilómetros. Este medio de transporte está recomendado para aquellos amantes del ciclismo que por diversas razones como algún problema físico no tengan la suficiente fuerza para hacer trayectos largos.
  • Los fabricantes han ido desarrollando componentes novedosos con el objetivo de optimizar al máximo el rendimiento de las bicicletas eléctricas de montaña. En la actualidad, los modelos están realizados con componentes de aluminio o carbono, que son materiales ligeros pero también compactos y resistentes para soportar más de 100 kilogramos de peso.
  • Las bicicletas eléctricas más populares son las urbanas debido a su facilidad de uso. Estas bicis de paseo poseen una horquilla delantera y un neumático más ancho que te permitirán sortear bordillos, badenes y escalones. Es recomendable decantarse por una bici que no tenga una potencia superior a 250 W pero no sea inferior a 180W. Si quieres acertar en la elección debes buscar una tenga una buena autonomía y te dé garantías a la hora de comprarla.
  • Las bicicletas eléctricas plegables son las más recomendables para moverse por la ciudad puesto que pueden guardarse en cualquier lugar. Podrás llevarla a tu trabajo o al gimnasio y gracias a su tamaño podrás almacenarla fácilmente, ya que ocupa poco espacio. Incluso podrás montarla en determinados transportes públicos que admitan la bici. Es importante elegir una bicicleta que sea ergonómica y sea fácil a la hora de conducir y que disponga de luces traseras y delanteras para su uso urbano. Estos modelos suelen proporcionar una autonomía de unos 30 kilómetros que se cargarán en unas tres horas aproximadamente.

A la hora de decidir cuál es la mejor bicicleta eléctrica del mercado debes tener en cuenta cuál se adapta mejor a tus necesidades. También es muy importante saber cuál es tu presupuesto, ya que uno más desahogado ampliará tus posibilidades de búsqueda.

El mercado de las bicicletas eléctricas está en pleno auge debido a su alta demanda tanto para ciudad como para la realización de actividades físicas. Estas bicicletas con pedaleo asistido se han convertido en una gran alternativa al uso de vehículos particulares debido a su bajo coste y al transporte público, ya que en muchas ocasiones estas bicicletas te permiten llegar antes a cualquier sitio.